Mermelada de fresas, manzana y vainilla

En casa, sólo en un par de ocasiones hemos hecho mermelada, fue de melocotón y hace un par de años. No seguimos receta alguna, echamos los ingredientes a ojo, probando de azúcar, y tengo que decir que quedaron, las dos veces, una mermelada fantástica. De esas con trocitos...maravillosa. Pero fue este invierno, cuando hice el dulce de membrillo, cuando supe que  en época de fresas haría mermelada, y ha sido tan tan tan bueno el resultado, ¡qué pronto espero melocotones!
En muchos blogs he visto recetas de mermelada, pero me llamó mucho la atención la de El Txoko de Kevin, que os la recomiendo.

Receta:
500gr. fresas
240gr. azúcar
10gr. azúcar vainillado
1 manzana
Un poquito de agua

Elaboración:
Antes de empezar, a mí me ha salido con esta receta dos botes de mermelada, cada uno de ellos de 275ml. de capacidad. 
Tenedlo en cuenta, pues es importante para cuando vayas a poner los botes a esterilizar.
Dicho ésto, ¡empezamos!
Lo primero que haremos será esterilizar los tarros, como os he dicho antes. Para ello herviremos los botes en una olla, a la cual, en el fondo, le pondremos un trapo limpio de cocina, para evitar que se rompan los botes, durante 30 minutos. Los tarros deben quedar cubiertos al completo.
Las tapas de los botes también hay que esterilizarlas, así que, para ello, en otra olla, las tendremos 30 minutos.
Pasados los 30 minutos, esperamos a que se temple el agua de la olla y sacamos los tarros con cuidado de no quemarnos y dejamos escurrir sobre un paño boca abajo.
Ahora, mientras se enfrían, nos ponemos manos a la obra con la mermelada, aunque todo sea dicho, se puede ir haciendo todo a la vez.
Empezamos lavando y quitando las hojitas a las fresas. También pelamos la manzana y descorazonamos. Cortamos la fruta en cuartos.
En una olla echamos un chorrito de agua, los azúcares y la fruta. Ponemos a fuego fuerte, hasta que hierva, removiendo siempre, y bajamos el fuego. Seguimos removiendo, por lo menos 15 o 20 minutos.
Ahora, pasamos la mezcla por la batidora, y volvemos a ponerla al fuego. Removiendo sin parar, durante unos 30 minutos, o hasta que adquiera un bonito y vivo color rojo.
Es el momento de pasar la mermelada a los tarros, llenándolos hasta el filo. Tapamos con fuerza y ponemos boca abajo, durante al menos 12 horas.
Pasado este tiempo ya tendremos una rica mermelada, pero si queréis conservar la mermelada por más tiempo, es importante realizarle una segunda esterilización. Para ello, una vez fríos los tarros de mermelada, cocemos en una olla durante 20 o 30 minutos, de este modo se creará el vacío en el interior. Dejamos templar los botes dentro de la olla, sacamos y dejamos enfriar. Y ahora sí que tendremos una rica mermelada para una buena temporada.

Y no hay mejor manera de comerla que con unas tostadas recién hechas, ¿no creéis? 
¡A disfrutar!

26 comentarios:

  1. Que buena pinta Barbara!! la mermelada de fresas me gusta mucho pero con manzana y vainilla no la he probado, seguro que esta buenisima. Un beso guapa :)

    ResponderEliminar
  2. Yo le quitare la vainilla con tu permiso, pero si me llevo la receta porque las cantidades no son excesivas y tienen una pinta... mmmmmm

    Besicos!!

    ResponderEliminar
  3. Qué rica!!! me encantan las mermeladas caseras y esta con el toque a vainilla debe de estar de muerte. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Fantástica mermelada para aprovechar esas fresitas que tienen "mala pinta"
    Besos
    Mon

    ResponderEliminar
  5. Hola Bárbara, qué mermelada más rica.
    Nunca la he probado de hacer con manzana y vainilla.
    La combinación suena muy bien.
    Me anoto la receta con tu permiso.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Qué buena tiene que estar Bárbara!!! Para merendar con una tostadita... o para desayunar... o a media mañana, o de postre... en cualquier moemnto vaya, qué rica!!
    Besos

    ResponderEliminar
  7. que pinta tan genial tiene la mermelada casera... voy a tener que ponerme las pilas en ese asunto :)
    besos!

    ResponderEliminar
  8. Que buena pinta tiene esta mermelada !me apunto la receta con tu permiso ! un beso

    ResponderEliminar
  9. Que original mermelada, me ha encantado, un beso

    ResponderEliminar
  10. En casa solo tomamos mermelada casera, no tiene nada que ver con la comprada. Esta tiene que estar deliciosa con el toque de vainilla. La probaré. Bs

    ResponderEliminar
  11. Ya me haces hasta la mermelada niña, tiene una pinta genial y al leerla te entran ganas de comerla.
    Me la apunto y besos.

    ResponderEliminar
  12. El color ha quedado precioso. Yo sólo la he hecho en la thermomix y de melocotón, queda muy buena.

    ResponderEliminar
  13. Que rica, está super bien explicada. Tengo muchas ganas de hacer mermelada casera pero todavía no me he puesto. Cualquier día empiezo y ésta tiene muy buenas pintas.

    ResponderEliminar
  14. la mermelada de fresa yo si la hice casera pero nunca con manzana y vainilla sin duda tendre k probarla se ve deliciosa besos

    ResponderEliminar
  15. una receta bueniisima !!! para chuparse los dedos... besazosss

    ResponderEliminar
  16. Esta mermelada está de lujo, yo la he preparado en alguna ocasión, lo que pasa es que al final me la termino comiendo yo toda. No me puedo resistir a una buena tostada de mantequilla con mermelada y un cafetito, lo mejor.....
    Besitos querida, feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  17. Qué rica, me encantan las mermeladas caseras, tiene una pinta estupenda. Un abrazo y feliz fin de semana, Clara.

    ResponderEliminar
  18. Que mermelada señoresss, que mermeladaaa, mas rica,,el saborcico de la fresa mezclada con la manzana y la vainilla,,pa comer y no pararrr.

    Besitos guapisima

    ResponderEliminar
  19. Mmmm, que rica la mermelada!! en unas tostaditas y con un café, perfectas!!

    Pues la cena fue bien, bastante bien. El mejor indicador es que los invitados acabaron mojando la salsa del pedro ximenez, jejeje. Yo tenía miedo que se me pasase la carne o algo (de hecho compré más solomillo de ternera para dejarlo en reserva por si acaso algo no salía bien para preparar otro) pero al final salió todo muy rico y la salsa del vino, junto con la cebolla le da un sabor muy rico a la carne que estaba tierna y jugosa.
    Ah, y de postre una tarta de tres chocolates, más buena!!! jejeje.

    Un beso y buen finde!! :)

    ResponderEliminar
  20. ¿Siempre has tenido este pájaro en el blog?, es divertidísimo, me ha parecido que se movía, me lo he quedado mirando y no, estaba muy quieto, pero al mover el cursor y ver que salía volando he soltado una carcajada que todos los de alrededor se me han quedado mirando, es muy simpático.

    La mermelada deliciosa y además el color te ha quedado precioso, habrá que probar.

    Un beso

    ResponderEliminar
  21. Mmmmmmmmmmm...qué rica!
    ME encanta la mermelada de fresas para las tostadas, pero aun no he hecho este año...a ver si bajan un poco y me compro. Esta te ha quedado con un colorcico estupendo! un besotee

    ResponderEliminar
  22. Hola guapa, hemos coincido en receta, es que está rica la mermelada casera ¿verdad?

    Te ha quedado con un aspecto muy rico, ya sabes lo que he desayunado hoy....jejje

    ResponderEliminar
  23. Se ve muy rica y un color estupendo!! No hay nada mejor que las mermeladas caseras!! Yo las hago todos los años y no duran ni un asalto!!
    Besosss

    ResponderEliminar
  24. Me encanta!!! te ha quedado genial :)
    Muchas gracias por pasarte por mi blog, estoy encantado de que te hayas animado a hacerla ;) yo es la segunda vez que hago y es que no me duran nada jajajaja =D
    Muchos besos, cuando vuelva de mis vacaciones prometo hacer alguna recetita que tengas por aquí aunque no sé cual, hay tantas que me gustan... =D
    Un besito!

    ResponderEliminar

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.