Hoy os traigo LA PERA...

Sí sí, LA PERA, y en mayúscula, la mejor pera que me he comido en la vida, una pera con denominación de origen protegida, hoy os presento a la pera de Rincón de Soto.
La pera de Rincón de Soto obtuvo en 2002 el reconocimiento como Denominación de Origen Protegida, convirtiéndose en la primera fruta de este tipo en contar con esta distinción. La DOP, que otorga la Unión Europea, identifica la máxima vinculación del producto con el territorio, dado que tanto el cultivo como el manipulado se realiza en una zona determinada.
La DOP garantiza la calidad y procedencia de las peras de esta zona, así como el cumplimiento de estrictos controles por organismos acreditados. Las Peras de Rincón de Soto se comercializan envasadas y etiquetadas con el distintivo “Peras de Rincón de Soto”, cuya utilización es exclusiva para las peras de esta Denominación de Origen.
Como véis una pera importante, y yo he tenido la suerte de probarla, pues hace un tiempo me mandaron una muestra, y yo encantada con ella.


No he podido resistirme, y la mayor parte me la he comido tal cual, tiene un sabor increible, una textura que me encanta, nada arenosa, como pasa con otras variedades, y un dulzor que es una maravilla, pero reservé en un par de peras y con ellas preparé un bizcocho, un bizcocho que resultó fantástico, porque la pera se fundió con la masa dejándole una consistencia al bizcocho que fue una maravilla, ya estoy pensando en repetirlo. ¡Éxito asegurado!

Receta:
3 huevos
300gr. harina de repostería
80ml. aceite de oliva
200gr. azúcar
1 yogurt natural
1 sobre de levadura
Elaboración:
Lo primero que tenéis que hacer es encender el horno y precalentarlo, y lo segundo es que si no tenéis molde antiadherente forrar el recipiente a usar con mantequilla y un poco de harina.
Una vez hecho ésto, separar las claras de las yemas, en dos cuencos diferentes.
En el cuenco de las yemas echar el yogurt, el aceite, el azúcar y la harina tamizada, todo poquito a poco, y el orden dictado. Por último echar la levadura y volver a mezclar bien.
Las claras hay que montarlas a punto de nieve, y cuando estén montadas echarlas en el otro cuenco, removiendo con suavidad, para no quitar el volumen de las claras.
Echar todo en el molde y coronar con la pera, cortada en tiras. Meter en el horno, a una altura media-baja durante 40 minutos a 180ºC.
Dejamos templar, desmoldamos y ya tenemos un bizcocho listo para comer.
¡Espero que os guste, y sin lugar a dudas os recomiendo que probéis estas fantásticas peras, porque son un placer para los sentidos!

10 comentarios:

  1. menudo corte tiene con los tropcitos de pera...se ve super rico! un besote

    ResponderEliminar
  2. que rico bizcocho y que ricas peras

    ResponderEliminar
  3. No conozco esa marca de peras, supongo que serán buenas, pero la combinación con el bizcocho es perfecta!

    ResponderEliminar
  4. Oh, bizcocho de pera!!! Debe estar delicioso, quiero un trozo!!! :D

    Espero que todo vaya bien Bárbara.

    Un besillo.

    ResponderEliminar
  5. hola Bárbara! Cómo estás? Qué pinta tiene ese bizcocho... me encantan las peras.. Besos!

    ResponderEliminar
  6. Que buena pinta tiene!!! me la apunto para realizarlo otro día!!! Esto es la pera..jejejejeje

    ResponderEliminar
  7. Que delicia...¿Sábes que estamos de concurso? Nos gustaría que participaras, pásate por el blog. Besos

    http://cocinandoconlaschachas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  8. Eres la pera, jaja , me encanta este sitio, te espero en
    http://lacocinaylosanimales.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  9. Dios que buena pinta tiene ese bizcocho, no dudaré en hacerlo en cuanto mi árbol me de peras este verano!!!

    Besos!!

    ResponderEliminar

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.