Aneto, caldos de confianza

Desde bien chiquitita recuerdo que en mi casa siempre se han usado las pastillas de caldo, nunca he visto, o
al menos no recuerdo ver un brick de caldo para cocinar.
Pero desde que Aneto entró en mi cocina es lo que utilizamos. Son unos caldos fantásticos hechos con ingredientes frescos y naturales, y que dan un sabor muy rico a nuestros platos.
Desde hace 40 años se han dedicado a la elaboración de jamones serranos y embutidos curados, consiguiendo a lo largo de nuestra trayectoria un reconocido prestigio.
Hoy por hoy elaboran un caldo natural parecido, muy parecido, al que uno mismo haría en casa. Ofreciendo al mercado español un caldo elaborado cómo siempre se ha hecho con ingredientes 100% naturales en una olla y dejarlos cocer a fuego lento durante tres horas. La única diferencia está en el tamaño de la olla, porque nuestra forma de hacerlo es la misma. Por eso nuestro caldo es 100% natural.
Desde mi punto de vista es una marca que hay que conocer, pues no os defraudará.

Los dos brick ya están más que consumidos. Hoy os traigo una receta con el brick rojo y pronto os traeré la otra con el brick marrón.

 Receta:
1 brick de caldo para paella carne y verduras Aneto
300gr. arroz bomba
Zanahoria
Judías verdes
Cebolla
Puerro
Ajo
Tomate
Pimiento verde
Sal
Pimienta
Colorante
Pimentón dulce y picante
Vino blanco

Elaboración:
En una sartén amplia o paella haremos el sofrito. Para ello añadimos un chorreón de aceite y las verduritas cortadas en brunoisse, o cuadraritos muy pequeños. Sofreimos a fuego lento. Es ahora el momento de comenzar a echar las especias, a salpimentar, y a empezar a que tome sabor. Yo hecho primero la sal y la pimienta, seguidamente el pimentón y el colorante, mezclando rápido para que no se nos queme, y por último un chorreón generoso de vino blanco. Dejamos que reduzca.
Una vez reducido echamos el arroz, y movemos para que se impregne de todo el sabor. Añadimos el caldo, yo lo voy echando poco a poco, conferme a lo que nos pida el arroz, y dejamos que se haga, sin mover demasiado, aunque no buscamos una paella, tampoco queremos un risotto. Una vez el arroz esté casi en su punto dejamos reposar, y ya tenemos nuestro arroz con verduritas listo.
Como véis es un plato de arroz muy sencillo, pero estoy segura de que si lo probáis os encantará, porque tiene un sabor increible, y más sano no puede ser.

¡Espero que os guste!

Y sin dudarlo os animo a que probéis los caldos, si es que aún no lo habéis hecho, porque como ya os dije, no os defraudarán.

7 comentarios:

  1. Ufff si te leen los de Aneto, les pediría que abrieran mercado en Francia, porque aquí el concepto "caldo en tetrabrik" no se trabaja, y con lo bueno y versátil que recuerdo el suyo... Me lanzaría en picado a comprarlo. No me extraña que te haya quedado así ese arroz, pide pillar el tenedor y atacar... Un besote.

    ResponderEliminar
  2. Este arroz con verduritas se ve de lo más rico, me encanta como te ha quedado, y super enriquecido con ese caldo, me guardo tu receta :)
    Un abrazo y buen fin de semana!!

    ResponderEliminar
  3. Ttomo nota de tu arroz me encantò con esos calditos,abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Nunca he utilizado esos caldos pero te ha quedado un plato fantástico.

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Aunque soy de la opinión de que todo lo casero es mejor, te confieso que en casa siempre tengo un par de bricks de caldo para cualquier imprevisto que me pille sin caldo del mío hecho. Por supuesto coincido contigo en que Aneto es el mejor que he probado. Un besote, guapa ;)

    ResponderEliminar
  6. Riquisimo este plato de arroz y tienes razón desde que Aneto entro en mi casa, ya no entra otro caldo, además estoy segura que lo hacen con productos de primera calidad, besotes
    Sofía

    ResponderEliminar
  7. Un arroz con estos caldos siempre salen para chuparse los dedos!
    Tuve la gran suerte de visitar su fábrica y verlos fabricar estos caldos fue como estar en la cocina de un gigante pero como en casa jejeje
    Besos y feliz semana,
    Palmira

    ResponderEliminar

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.