Vasitos de "tarta de la abuela" + Degustabox de agosto

Imagen
Como cada mes, enamoradas de las cajitas de Degustabox, no podíamos faltar a nuestra cita, y por aquí estamos para enseñaros lo que nos ha llegado en la cajita de agosto, y para preparar con vosotros una nueva receta. No nos vamos a entretener mucho, porque ya sabéis que seguimos de vacaciones virtuales, pero no quería dejar de compartir con vosotros todos estos delicioso productos. ¡Vamos a por la caja!, y además os dejamos por aquí un código de descuento: N053H, por si acaso os apetece probar una cajita similar a esta. Aceitunas rellenas de anchoa de Fragata son perfectas para el aperitivo al aire libre, en la terraza o simplemente, en la mesa del salón, disfrutando de un buen momento. Son las clásicas aceitunas rellenas de anchoa, pero en formato grande, ¡justo para que nadie se quede sin ellas!  Café soluble de Nescafé es el gran clásico entre los cafés solubles, y a mi personalmente, me encanta. Es mi opción favorita para prepararme un café fresquito, un par de cucharadas, leche

¡Nuevo vídeo!: mousse de chocolate y Baileys casero

¡Bienvenidos otro viernes más, el ultimo el año! 😢
Para mí este 2016 tiene un balance muy positivo, con algunos puntos negros, y me da un poco de pena que se acabe, pero de eso ya hablaremos en otro momento.
¡Hoy estamos aquí por un maravilloso postre!




Los ingredientes que vamos a necesitar son:
3 hojas de gelatina / 60ml. de agua hirviendo / 340gr. de nata para montar / 95gr. de azúcar / 2tbs de cacao en polvo / 110gr. de Baileys casero


La elaboración es super sencilla, empezaremos hidratando nuestra gelatina unos cinco minutos, mientras prepararemos nuestra nata. Debe estar bien fría para que monte mejor. Empezamos a montarla y poco a poco añadimos el azúcar. Cuando esté montada añadimos el cacao y mezclamos. Ahora diluimos nuestra gelatina en el agua caliente, y vertemos poco a poco sobre la nata, después añadimos el Baileys, y una vez esté todo incorporado, con ayuda de una lengua, y con movimientos envolventes, terminamos de mezclar todo.
Para servir la mousse yo me he ayudado de una manga pastelera, pero podéis hacerlo como queráis.
Dejamos enfriar y tendremos un postre delicioso.

¡Sed felices y feliz fin de año!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pan esponjoso en panificadora

Tarta de queso La Viña

Harira, la mejor sopa marroquí