Pasta de legumbres gratinada con bechamel de Santa Rita

Imagen
¡Hola!, ya estamos otra semana más aquí y os traemos una receta muy muy sencilla, y riquísima, para que la hagáis esos días que no os apetece cocinar, o que en los que no hay tanto tiempo. Además es perfecta para los peques, pues es un plato de legumbres que parece pasta, ¿puede haber algo mejor? Este plato de pasta, con pasta tradicional, nos lo hacía mi madre, de vez en cuando, cuando éramos pequeñas, y la verdad es que nos encantaba, ¡así que no podía faltar en el recetario! Nosotras, para hacerlo aún más fácil, hemos usado un preparado para bechamel de Santa Rita , que es sin gluten, y que todo sea dicho, está riquísimo y te facilita la vida aún más, así que, ¿qué mas se puede pedir?

Nuevo vídeo: coquinas

¡Buenos días glotones!, aquí estamos otro lunes mas, y no podía ser de otra manera que con una receta super sencilla, clásica y deliciosa.

(Si pinchas sobre la imagen irás directamente al vídeo, ¡glotón!)
Vamos a necesitar:
Coquinas / Ajo / Perejil / Aceite de oliva / Vino blanco / Un buen trozo de pan


Lo más importante para preparar este plato glotones es tener un buen producto, y para ello os invito a que visitéis vuestros mercados o plazas de abasto más cercano, porque allí conseguiréis productos de altísima calidad, y a ser posible de Km 0, cosa que también es muy importante, pero de eso hablaremos otro día.
Teniendo unas coquinas buenas y frescas nunca os podrá salir mal este plato, pues no tiene ninguna complicación.
Empezaremos laminando el ajo y picando el perejil. Reservamos por separado. En una sartén añadimos una buena cantidad de aceite, calentamos y echamos el ajo. Doramos ligeramente, y será entonces el momento de añadir las coquinas. Como podéis ver en el vídeo yo las tengo en el agua de mar hasta el último momento, pues así expulsan toda la tierra que puedan tener. Para cogerlas no vuelco el plato, si no que las saco con cuidado para que la tierra se quede en el fondo, y tal cual las añado a la sartén. Si son frescas veréis que enseguida comienzan a abrirse, aunque eso también depende del tamaño de la sartén y del espacio que tenga ellas. Seguidamente añadimos un buen chorreón de vino blanco, movemos y añadimos el perejil. Dejamos que se abran y apartamos.
El mejor acompañamiento que pueden tener las coquinas es un buen trozo de pan glotones,  y os aconsejo que nada más apartarla comencéis a comerlas, porque calentitas y recién hechas es como más ricas están.

¡Espero que os haya gustado!
Nos vemos pronto glotones, ¡gracias por estar ahí!

¡Recordad que nos podéis seguir por las redes!
¡Sed felices!

Comentarios

  1. Sin duda es un plato de lo mas sencillo de preparar y que esta de rexupete ,de buena gana daba cuenta de un plato de esas coquinas.
    Bicos mil y feliz inicio de semana wapa.

    ResponderEliminar
  2. Riquisimas esas coquinas y con un buen pan artesano de masa madre para mojar,mucho mejor.

    ResponderEliminar
  3. No es que me guste, me encantan!!!!! A la plancha, con un chorreón de un buen aove y su limón...¿qué más?.

    ResponderEliminar
  4. Sencilla a lo mejor pero rica rica y que no falte un buen pan!
    Besos,
    Palmira

    ResponderEliminar
  5. Me encantan las coquinas como las has preparado. Muy ricas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Las coquinas así están buenísimas y no te digo ná el juguito que las acompaña, para mojar y no parar. Cuando yo las veo tan frescas tampoco puedo evitar comprarlas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Bien ricas que están las coquinas!! a mi me encantan!1 Bs.

    ResponderEliminar
  8. ¡¡Hola Bárbara!! Sencillo pero riquísimo, y bueno, hay que saber muy bien darle el toque, que sin duda, tú le has sabido dar fabulosamente. A mí me encantan las coquinas, con muy pocas calorías de sabor 10. Besitos.

    ResponderEliminar
  9. Que ricas :) me ha hecho mucha gracia verlas. A mi marido le encantan. Cuando me habló de ellas por primera vez me reí mucho porque eso de unas almejas pequeñas no más grandes que la uña del pie y que se llamasen coquinas pues no las conocía. Cuando las pidió en un bar para enseñarme lo que eran llevaba conociéndolas de toda la vida, no las había comido pero si había jugado mucho con ellas en la playa de pequeña al bajar la marea. Ahora se que están muy buenas... fantástica receta.

    ResponderEliminar
  10. Están buenísimas!!!. Yo también me dedicaba a cogerlas cuando era pequeña. Besines!!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.

Entradas populares de este blog

Berenjenas a la parmesana, ¡un clásico italiano! + Degustabox de mayo

Nuevo vídeo: alitas de pollo | #lacomidadeFriends

Rollitos de primavera con oblea de arroz