Pisto con huevo de HIDA

¡Buenos días, buenas tardes o buenas noches glotones!, ¡espero que empecéis la semana genial!, por aquí ya estamos con otra recetita más, además muy muy fácil y que para nosotros se va a convertir en un básico para esos días donde se complica la mañana y no te da tiempo a preparar nada...
Y es que hace un tiempo nos llegaron unas muestras de Hida, y entre ellas estaba un bote de pisto, y para nuestra sorpresa, ¡está delicioso!, está tan rico, que ya está apuntado en la lista de la compra, porque nos parece fantástico para tener en la despensa, y como bien os dicho, ayudarnos en esos días donde se da para más...., o porque no, ¡para usarlo como una buena base para otros platos!
Hida es de esas empresas, que al menos en casa, nos dan confianza, son de las de toda la vida y sinónimo de calidad. Sus productos es como si los hicieses en casa, pues no usan ni conservantes ni aditivos, y están hechos con mucho mimo, ¡a nosotros nos encanta!, así que os invitamos a que si no conocéis esta marca, lo hagáis, porque os va a sorprender para bien.


Vamos a necesitar para dos personas:
1 bote de pisto casero Hida / 2 patatas medianas / 2 huevos / Sal / Comino / Tomillo fresco / Orégano / Aceite / Pan para mojar



Empezaremos pelando y cortando las patatas en cuadraditos, yo suelo hacerlo en tamaño bocado, y en abundante aceite las freímos. Primero a fuego medio, para que se cocinen por dentro, y luego le damos un golpe a fuego fuerte para que se doren. Sacamos sobre papel absorbente y reservamos.
Por otro lado en una sartén echamos la lata de pisto casero Hida, y añadimos especias al gusto, en nuestro caso un pelín de sal, comino, orégano y tomillo fresco, pero podéis sazonarlo como más os guste. Damos un hervor y añadimos las patatas. Dejamos que se cocine todo, a fuego lento unos 10 minutos para que así las patatas cojan todo el sabor del pisto.
En otra sartén freímos un huevo por comensal, un poquito de sal a la yema, y con él coronamos nuestro pisto con patatas.
Que no se os olvide el pan, porque no querréis dejar de mojar.


¡Espero que os haya gustado!
Nos vemos pronto glotones, ¡gracias por estar ahí!

¡Recordad que nos podéis seguir por las redes!
¡Sed felices!

Comentarios

  1. Que plato más rico has preparado, me encanta.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Que delicia!.....adoro el pisto y se ve delicioso!..........Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  3. Bueno... una ayuda nunca viene mal y se ve muy bueno,además es un plato muy veraniego.
    Saludos y feliz verano.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.

Entradas populares de este blog

Berenjenas a la parmesana, ¡un clásico italiano! + Degustabox de mayo

Pipas garrapiñadas

Nuevo vídeo: alitas de pollo | #lacomidadeFriends