Nuevo video: Tarta de queso y yogurt de avellanas con cobertura de "Kinder Bueno"

¿Qué mejor manera de empezar el mes que con una deliciosa tarta de queso y yogurt de avellanas con cobertura de "Kinder Bueno"?
¿Os acordáis del último vídeo donde probamos unos yogures griegos de avellanas y cacao que a mi no me gustaron nada, pero si apostaba por ellos para recetas de repostería?, ¡pues dicho y hecho, aquí está la receta!
Que me encantan las tartas de queso no es ningún secreto, y ésta ha sido todo un acierto. Perfecta para gastar esos yogures y es que encima está deliciosa.
Pero no me voy a entretener más, que estoy segura que a los golosos como yo ya se os ha hecho la boca agua, ¡a por la receta!

(Si pinchas sobre la imagen te llevará al vídeo)

Vamos a necesitar:
Para la base:
100gr. de galletas maría / 55gr. de mantequilla sin sal derretida
Para la tarta:
2 huevos / 300gr. de queso crema / 1 yogurt griego de avellanas y cacao / 75gr. de azúcar / 50ml. de leche / 20gr. de Maizena / Unas gotas de zumo de limón
Para la cobertura:
100ml. de nata / 100gr. de crema de avellanas


Empezaremos por la base de nuestra tarta. Mezclaremos muy bien las galletas, que habremos triturado, con la mantequilla derretida. Una vez bien mezclado, verteremos en un molde, que previamente habremos forrado con papel vegetal, y damos forma nuestra base apretando la masa de galleta y mantequilla haciendo así que quede compacta. Llevamos al horno durante 10 minutos a 180ºC. Sacamos y reservamos
Seguidamente prepararemos la tarta. En un recipiente amplio añadimos los huevos y los batimos ligeramente, seguidamente echamos la Maizena y la leche, y mezclamos hasta que sea una crema lisa y sin grumos. Ahora añadimos el azúcar, el zumo de limón, el yogur y el queso crema, volvemos a mezclar muy bien. Si hiciese falta podemos meter la batidora para quitar así todos los grumos.
Por últimos vertemos la mezcla en el molde y lo horneamos durante 45 minutos a 180ºC. Para asegurarnos podéis pinchar la tarta con un palillo, pero normalmente con mover la tarta ligeramente podremos saber si el centro está hecho o no.
Sacamos, dejamos atemperar y desmoldamos. Llevamos a la nevera, a mi me gusta dejarla de un día para otro, y dejamos que se enfríe por completo.
Para la cobertura es tan sencillo como poner a calentar ligeramente la nata con la crema de avellanas y  mezclar muy bien. Vertemos sobre la tarta y ya está lista para disfrutar.


¡Espero que os haya gustado!
Nos vemos pronto, ¡gracias por estar ahí!
¡Y recordad que nos podéis seguir por las redes!
¡Sed felices!

Comentarios

  1. Tu tarta es amor a primera vista, guau! Ademas de ser tarta de queso (mis favoritas) la cobertura de encima la hace completamente irresistible, me guardas un trozo?
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Has sabido aprovechar muy bien ese yogur, menuda tarta te ha inspirado, para comerse más de un trozo sin remordimientos. Es buenísima.
    Bss

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Bárbara!! Sí, ese yogur que a mí también me defraudó, pero ah, esto ya es otra cosa, así sí que me gusta. Metido en una espectacular tarta de queso, con esa cobertura de kinder bueno, ¡¡para morirse de gusto!! Por cierto, el otro día fui a mercadona y pequé con la crema de avellanas esa que tienen, nunca la había probado, no suelo comprar cosas dulces para casa (me lo zampo todo, por eso no lo compro) y sólo consumo el postre que hago los sábados para el blog. Pero ay, para qué compraría yo la dichosa crema, tenía curiosidad, la verdad, y me la estoy comiendo a cucharadas, ¡es irresistible! Ya sé que estaría mejor empleada en tu tarta, pero me está tan rica, que nada, cuatro o cinco cucharadas de postre al día y ya llevo medio bote en dos días. Entre hoy y mañana, bote terminado con tropecientasmil calorías. Cuánta tentación suelta hay por ahí, mejor ni salir a comprar, ja, ja. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Hay que dar una segunda oportunidad a las cosas y ese yogur a superado la prueba con honores pues las fotos transmiten lo deliciosa que tiene que estar esa tarta que dicho sea de paso a mi también me pierden las de queso....y algunas mas jejeje. Besinos wapa

    ResponderEliminar
  5. Bárbara, se ve una tarta apetitosa y bastante sencilla, me encantan estas tartas de queso, en realidad adoro el queso. Te ha quedado con muy buena pinta.
    Me la comería ahora mismo con una buena y grande taza de té.
    Feliz semana y muchos besos

    ResponderEliminar
  6. Menos mal, Bárbara, que a mí el antojo de dulce, me dura un instante, porque cuando leo una receta como la tuya, super fácil y con una vista fabulosa, me vuelvo loca por probarlo, pero en cuanto cierro la pantalla, se me olvida, Jajajaja…
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Con esa rica cobertura es imposible dejar de mirarla y admirarla, ha de ser una tarta deliciosa.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Me gusta cómo has sabido aprovechar un producto de que de buenas a primeras no te gustó mucho :o) Además nadie se resiste a una tarta de queso!
    Besos y feliz semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  9. Madreeeee en lo que se ha convertido esos yogures jeje
    Se ve maravilloso y muy cremoso. Felicidades!

    Besos ♥

    ResponderEliminar
  10. Solo con leer el título de la receta ya me he puesto a salivar, soy muy fan de las tartas de queso. Al ver las fotos, sobre todo la del corte, por poco me da algo... qué buenaaaaa!

    Has aprovechado estupendamente los yogures

    Abrazos!

    ResponderEliminar
  11. The hands-on expertise facilitates their very own learning and their classmates’, drawing connections between traditional textbook images and a mannequin they can hold, rotate, and explore. Brett is a science and technology journalist who's interested by rising ideas in spaceflight and aerospace, various launch ideas, anti-satellite applied sciences, and uncrewed methods. Brett's work has appeared on The War best raised toilet seats Zone at TheDrive.com, Popular Science, the History Channel, Science Discovery, and extra. Brett has English levels from Clemson University and the University of North Carolina at Charlotte. In his free time, Brett is a working musician, a hobbyist electronics engineer and cosplayer, an avid LEGO fan, and enjoys climbing and camping all through the Appalachian Mountains along with his wife and two youngsters.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Un comentario es siempre bienvenido, reconforta a la que está detrás de este trabajo.
Por eso te doy las gracias desde ya.

Entradas populares